Actualidad

Crónica del consejo del puerto de Las Palmas traducido para expertos

0

Hace un año en el puerto de Las Palmas la tensión se podía partir con un cuchillo. Era la época en la que Fairplay Towage, antes de resultar aquejado del ‘Síndrome Lidl’, estaba buitreando una licencia de operaciones que, al final, ha resultado un fiasco para las empresas que simpatizaban con la entrada de libre competencia y se retrataron en ese proceso como la Cámara de Comercio de Las Palmas. Este 8 de febrero, la memoria con la pandemia ya es más corta, se cumplía un año de la salida de Fecol de los Naranjo de Gesport, Securitas, Grupamar de los Segui Soloaga y Perpetuo Socorro de los Petit como antes en su época ya hizo Hidramar, que tuvo la presidencia de la entidad. Dos días antes Opcsa anunciaba la salida. Un choque de trenes que se ha opacado por la pandemia.

El humor de Boluda

Precisamente, en el consejo de este lunes, porque Ibarra ha apostado por quitarse de encima esos trámites gracias a un pangolín de Wuhan que ha desatado la pandemia del Covid19, había una propuesta de Boluda para que no se de devolviera a Odiel Towage, la mercantil con nombre de un río andaluz que nace en la sierra de Aracena porque la idea era operar en Huelva y no en Las Palmas, la fianza de ejecución de operaciones portuarias. Si no llega a ser por Boluda ya nadie se acordaba del 8 de febrero de 2020 y del inicio de operaciones de Fairplay Towage el mismo día que comenzaba el confinamiento de Europa, o por esas fechas.

Luis Ibarra estaba antes asistiendo a los consejos portuarios con las presiones de esa galaxia de siglas en la que se mezcla todo y de todo, una matriz como CEOE que se oponía a libertad de contratación de estibadores en sitios como Arinaga, como ocurrió con Yecasa. Pero, ahora, con la digitalización es otra cosa. Si esto hubiese pasado en la época de La Gran Marina estaríamos viendo los suicidios desde los edificios de César Felli y Carles Ferrater emergidos en el negocio industrial de calado como la actividad portuaria.

Sin presión

Las reuniones, además del dineral de ahorro en café porque las dietas siguen pagándose, son como el Desfile de la Victoria de Moscú de 1945, también conocido como el Desfile de los Vencedores y que contó en aquel año nada menos que con la Guardia de Color Compañía que representaba al Primer Ejército Polaco con un total de 40.000 soldados y 1.850 vehículos militares.

Ahora, además del mejor humor de Ibarra, los órdenes de día son como la rendición de Alemania ante los comandantes soviéticos. Se acabó hablar de política y tener que aguantar la presencia física de Antonio Morales, presidente grancanario por la gracia de Ángel Víctor Torres. Y eso pasa porque todos los paracaidistas tienen miedo a que se les grabe. Grabar acaba con la ambigüedad de decir una cosa en la calle y otra dentro.

Contratos e impulso a inversiones

Así, se decidió decidir la adjudicación del contrato de obras para la ejecución del proyecto Ampliación zona de maniobras muelle Juan Sebastián Elcano a Lopesan por un precio de 695.295,42 euros. Tambié que se contratará a una empresa para desmantelar 31 embarcaciones menores abandonadas en sus instalaciones, una operación que estima tendrá un coste de 182.500 euros. ¿Quién va discutir nada con esos puntos en el orden del día?

La no presencia de consejeros portuarios le viene perfecto para cada desfile porque no vienen alcaldes y representantes empresariales o sindicatopatronal de estibadores a preguntar por lo suyo. Ibarra está comprometido con sortear aversiones repartiendo concursos en islas como Lanzarote y Fuerteventura.

Fuego a los calderos

Este lunes, como aquel coronel general Pavel Artemyev, el encargado del desfile debido a sus capacidades concurrentes como Comandante General del Distrito Militar de Moscú y Comandante a cargo de la Guarnición de la Ciudad de Moscú, Ibarra dijo la aceleración de las inversiones expone que “la calidad de los servicios de los puertos se mide en múltiples parámetros, y uno de ellos es la eficacia administrativa”.

Hasta 25 millones

Por eso, se ratificó la adjudicación de los contratos de obras para la ejecución del proyecto ‘Nuevo vial de acceso para transportes especiales en el Puerto de Arinaga’ a Petrecan, por un precio de 326.261,71 euros y del llamado ‘Urbanización explanada de La Esfinge (3ª fase)’ a Lopesan Asfaltos y Construcciones, por un precio de 1,4 millones.

Ibarra ha dado cuenta de la convocatoria del concurso para la construcción y explotación, en régimen de concesión de dominio público, de las terminales de pasajeros de cruceros de los puertos de Las Palmas, Arrecife y Puerto del Rosario, especificando que, tras su publicación en el BOE, ha comenzado un plazo de cinco meses para presentar ofertas. La inversión se estima entre 20 y 25 millones de euros, plantea la Autoridad Portuaria, que subraya que la construcción y puesta en servicio de las nuevas terminales tiene como horizonte 2025 y deberá realizarse sin afectar a las operativas que se desarrollan actualmente. Para marzo quedan buenas noticias de inversión.

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *